México
La gestión hospitalaria digital: impulsando la innovación en el sector salud

(México).- Las tecnologías de la información están cambiando la forma de adquirir productos y servicios en cualquier industria. Su transformación en el sector de la salud contempla diversas vertientes desde la accesibilidad y personalización de tratamientos, la interacción con el paciente, hasta la información en tiempo real que tienen las instituciones de salud o proveedores para anticipar y optimizar los servicios.

En la actualidad, el mundo se enfrenta al reto de combatir una pandemia, lo que acelera un nuevo modelo de negocio en la atención médica, basada en la colaboración de todo el ecosistema. El Sistema Integrado de Gestión Hospitalaria ha encontrado nuevas formas de ayudar tanto a los profesionales como a los pacientes, al contar con una atención integral, enfocada en el paciente, además de que para alcanzarlo se requiere de las tecnologías adecuadas para lograrlo.

Por ejemplo, los sistemas integrados de gestión hospitalaria basados en nuevas tecnologías y de próxima generación juegan un papel importante en la transformación tecnológica de este sector. Los pacientes son el punto focal donde cada proceso está dirigido para su admisión, hospitalización, atención ambulatoria, cadena de suministro hospitalaria, facturación y comunicación. Ante este panorama, los hospitales que centran su atención al paciente necesitan soluciones que les permita reaccionar de manera rápida y efectiva a escenarios cambiantes.

Al unificar la información de los pacientes provenientes de diferentes fuentes, los especialistas pueden identificar nuevos hallazgos no solo para beneficio de los pacientes, sino para el sector público de un país. En el contexto de una pandemia, esto puede ayudar a revelar patologías inherentes de una población y aplicar los ensayos clínicos adecuados a sus características.

En México existe la norma oficial aplicable a los Sistemas de información de registro electrónico para la salud bajo el régimen NOM 004-SSA3 la cual tiene como propósito establecer los objetivos funcionales para garantizar la interpretación, confidencialidad, seguridad, así como el uso de estándares y catálogos de la información de los registros electrónicos en salud.

El aumento en la adopción de sistemas de gestión hospitalaria y de expediente clínico electrónico en México marca precedente en la transformación digital del sector. Su evolución contempla la más reciente participación de SAP, compañía tecnológica que ha sido una vez más certificada durante el 2020 por la Dirección General de Información en Salud con la solución SAP for Healthcare, ofreciendo a las instituciones de salud una herramienta para su gestión hospitalaria.

Con el respaldo de la solución SAP HANA –la plataforma de aplicaciones e integración en tiempo real de nueva generación– se ofrecen herramientas que mejoran la eficiencia en toda la organización, ayudando a la adopción de nuevas prácticas que han sido trabajadas por más de 25 años con los principales proveedores de atención médica y líderes de la industria en todo el mundo.

En el sector salud, el compromiso de SAP es brindar las mejores soluciones y simplificar los procesos, de ahí que contribuimos en la transformación digital de este sector en el país para hacer frente a los desafíos actuales y futuros de una industria en continua evolución, comentó Igor Fermín, director de Ingeniería de Valor para la Industria del Cuidado de la Salud de SAP en América Latina.

La conectividad digital en el sector que incorpore mayores aspectos de innovación, y procesos ágiles que respondan a la demanda podría ayudar para que todos los mexicanos reciban un cuidado de la salud integral, eficiente y oportuno.

Estos avances contribuyen a que cuenten con un Expedientes Clínico Universal que, esté disponible en cualquier momento y puedan consultarlos con todos los profesionales de la salud, independientemente de la institución a la que pertenezcan. Como resultado, el paciente podrá ver mejoras significativas en su experiencia médica, ya sea en una consulta externa, hospitalización, urgencias, acceso a laboratorio, acceso a tratamientos, intervenciones quirúrgicas, entre otros.

Fuente: PMFarma